unique-therapy.jpg 

Tratamiento único

Comparado con el contenido de sal de apenas 3% en el agua de mar ordinario, las aguas del Mar Muerto contienen 32% de sales con concentraciones relativamente altas de minerales como magnesio, calcio, bromo y potasio. La exposición a las aguas del Mar Muerto es reconocida por nutrir la piel, aliviar los malestares reumáticos, activar el sistema circulatorio y relajar los niervos. Esto es endorsado por los servicios de salud europeos que envían sus miembros para ser tratados en el Mar Muerto para enfermedades crónicas de la piel y reumáticas. Su muy elevada densidad permite que el cuerpo flote sin esfuerzos. Esta característica permite un movimiento más libre, relajado y sencillo en el agua, lo que aumenta los efectos de la fisioterapia.